El GNL corre con ventaja

La consultora Wood Mackenzie estimó que el costo de los fletes y la demanda asiática serán el motor para el desarrollo argentino. Las dudas pasan por la imprevisibilidad del escenario local.

23.06.2019 22:38 |  Fuente: Lmneuquén

El gas de la cuenca neuquina parece haber llegado a un techo de desarrollo. Un mercado interno pequeño y algunas exportaciones a países vecinos no son la solución para la inmensidad de un recurso no convencional “infinito” en fase de incipiente desarrollo.

La alternativa que surge es la de abrir mercados ultramar para gas natural licuado (GNL), principalmente China.

En ese sentido, un reciente trabajo de la consultora Wood Mackenzie postuló que “la creciente producción de gas natural de Argentina, junto con los competitivos costos de envío global de GNL, debería convertir al país sudamericano en una fuente emergente de suministro de gas a Asia durante los períodos de mayor demanda”.

El trabajo plantea que la contraestacionalidad argentina es una ventaja clave respecto de otros proveedores (EE.UU. o Qatar) y los costos del flete más baratos. “Además, el pico de producción potencial de GNL en Argentina durante los meses de verano del hemisferio sur coincide con la fuerte demanda invernal de las empresas de servicios públicos en Asia. Esa dinámica estacional podría atraer a los compradores asiáticos y hacer un caso sólido para el GNL argentino”, afirmó el trabajo.

El ex subsecretario de Energía de la Nación, José Luis Sureda, consideró que para que esto ocurra, “Argentina debería tener libre disponibilidad de gas suprademanda doméstica durante todo el año y pensar en el desarrollo de un mercado consistente y no ocasional con una sola barcaza”.

“Una planta de 5 millones de toneladas al año, que consume 20 millones de m3 de gas por día, requiere una inversión de 5 mil millones de dólares, y si querés mandar eso a China vas a necesitar 10 barcos. Todo implica un costo al que hay que sumarle otros 5 o 6 mil millones de dólares para upstream”, agregó.

Es claro que con lo que hay no alcanza y la inversión es enorme. Sin embargo, el ex funcionario es optimista y recordó que durante el Precoloquio de IDEA, las empresas manifestaron su voluntad de avanzar. “Están pidiendo pista, pero Argentina tiene que liberar las capacidades de su industria”, dijo.

Wood Mackenzie planteó que los envíos de GNL desde el país serían más baratos que desde la costa del Golfo de los Estados Unidos “porque no habría necesidad de transitar el canal de Panamá”.

Sureda agregó que normalmente cuesta entre 0,10 o 0,15 dólares por MBTU cruzar el canal. “A eso hay que sumar que el tráfico está colapsado y cada día de demora cuesta hasta 150 mil dólares”