El directorio de Puerto Quequén suprimió 23 tasas en busca de mayor competitividad y eficiencia

 El presidente de ese purto explicó “Eliminamos tasas para lograr nuestra obsesión diaria de generar empleo”

17.04.2019 11:35 | 

En beneficio directo de toda la cadena productiva y logística de la estación marítima, el Directorio del Consorcio de Gestión de Puerto Quequén, encabezado por su Presidente, Dr. Arturo Rojas, decidió por unanimidad eliminar 23 ítems de tasas correspondientes a los rubros de servicio de balizamientos, servicios a las cargas, ocupación de inmuebles, derechos de explotación, servicios portuarios operativos, servicios técnicos administrativos, y servicios en horas inhábiles.

El Dr. Rojas aseguró “nuestra principal obsesión es generar todos los días más y mejores puestos de trabajo. En ese sentido, entendemos que cobrar más tasas no es una ganancia, porque aumenta los costos y esto espanta a los inversores. En cambio, su reducción y eliminación genera las condiciones para atraer cada vez más empresas que quieran radicarse en nuestro puerto, ciudad y región, lo cual redunda en empleo, genuino y digno, para todos los vecinos”.

Trabajando en pos de la competitividad de sus operaciones de exportación e importación, complementariamente con la política impulsada por la Subsecretaria de Puertos, Vías Navegables y Marina Mercante de la Nación y la Subsecretaria de Industria, Minería y Actividades Portuarias de la Provincia de Buenos Aires, apuntando a alcanzar mayor competitividad en base a la disminución de costos logístico-productivos.

Circuito virtuoso

En cumplimiento de la facultad que le otorga la Ley 11.414, en su Art. 21º, inc d), para la “fijación y modificación de tarifas, tasas y multas o cargos pecuniarios”, el Directorio de Puerto Quequén procedió a la supresión de tarifas consideradas “innecesarias”.

Esta medida cumple los cinco objetivos estratégicos del Eje Estratégico Competitividad del Plan Director 2016-2026 de Puerto Quequén: 1) Mejorar la eficiencia y calidad de los servicios del puerto; 2) Reducir los costos portuarios; 3) Modernizar e incrementar la infraestructura portuaria; 4) Mejorar la conectividad y la circulación en el entorno portuario; y 5) Mejorar la eficiencia económica.

“Es un circuito virtuoso: reducimos las tarifas y eliminamos tasas, bajamos tiempos, optimizamos el proceso logístico, generamos conjuntamente mejores costos, y así convertimos a toda nuestra cadena productiva en más eficiente y competitiva”, explicó Rojas.

Buenas prácticas

“No hay secretos, ni fórmulas mágicas, solo tres sencillas acciones: continuidad en las buenas prácticas de administraciones anteriores, austeridad y administración responsable de los recursos con control de cada gasto”, explicó Rojas.

A pesar de que la mayor parte de los recursos para la obra pública más importante desde la creación del Consorcio de Gestión, en 1994, ha sido realizada por el sector exportador, con el cargo de un dólar por tonelada operada en la estación marítima, vale destacar que, desde hace casi una década, el Ente portuario aporta un gran porcentaje de sus tasas al “Fideicomiso para la Profundización y Modernización de Puerto Quequén”, una herramienta sustentable de autofinanciamiento.

También, hay que recordar el plan de austeridad, para aumentar el flujo de fondos, aprobado por el Directorio, para afectar progresivamente las tasas de servicios a las cargas y de arrendamiento desde enero de 2018.

“Hoy, vemos a la draga Kaishuu de Jan de Nul, comenzando la remoción del material blando para la profundización en nuestro puerto y reconocemos el esfuerzo que se ha venido haciendo por parte del sector privado y del Consorcio para poder tener hoy los recursos suficientes para llevar adelante semejante inversión con recursos propios. Sin solicitar el financiamiento de Provincia o de Nación; ni aumentar las tarifas e incluso en algunos casos hasta logrando la reducción de las mismas”, valoró el Presidente del Consorcio.

El Presidente de la estación marítima remarcó que “en un sistema logístico productivo moderno, la diferencia se logra innovando en los detalles. Debemos observar y actualizar nuestras tarifas. Afinar el lápiz. Evitar toda clase de discrecionalidad y dispersión, para brindar una oferta competitiva”.

En este sentido, en agosto de 2016 se puso en práctica una bonificación tarifaria, en promedio de un 20%, para conceptos como practicaje y remolques, aún vigente.

A ello, en julio de 2018, el Consorcio de Puerto Quequén redobló la apuesta con la eximición del pago de la Tasa de Uso de Puerto para los buques que atraquen en días hábiles entre las 19.00 y 24.00 horas; los sábados pasado el mediodía, de 12.00 a 24.00 hs; y domingos y feriados a jornada completa -de 00.00 a 24.00 horas-, siempre que no inicien sus operaciones de carga. El cómputo de estadía comienza a partir de la 00.00 hs. del primer día hábil.

Contando con la salida más rápida desde el muelle de carga hasta mar abierto; con la obra de dragado en marcha a punto de convertirse en el puerto más profundo de la República Argentina; con una nueva terminal multipropósito en acción para la diversificación de cargas y sus terminales invirtiendo en ampliación de capacidad de acopio y embarque; mientras se construye un nuevo muelle de ultramar en el giro 12; y se desarrolla la licitación para la reconstrucción del puente vial portuario.