Círculo de Egresados de la Escuela Nacional de Náutica Manuel Belgrano

"Hay una época de la marina mercante que murió y nunca más volverá"

Estuvimos compartiendo un almuerzo en la única institución que nuclea a los oficiales de la marina mercante, socios activos y jubilados de esa casa  quienes a través experiencias vividas a lo largo del tiempo nos recordaron momentos de apogeo de la marina mercante nacional.

16.10.2018 15:31 | 

Durante el almuerzo se recodaron anécdotas, ya que muchos de los presentes pasaron por empresas como Elma, incluso estuvieron en los últimos barcos antes de que se vendieran. "Eran otros tiempos, había muchas más empresas que barcos hay ahora, y uno realmente era libre de elegir donde quería trabajar. Hoy todo cambió, hay muy pocos barcos entonces uno se aferra a lo poco que tiene. Pero esa época ya pasó y no volverá a resucitar."

Por su parte, el capitán de ultramar, Gustavo Vilgré Lamadrid, explicó también que el mundo cambió y que el transporte no se puede analizar hoy de forma aislada. "En la actualidad hay grandes monopolios que manejan el comercio, y contra eso no se puede competir" agregó; y advirtió sobre otros problemas, como por ejemplo que hemos dejado la hidrovía en manos extranjeras cuando la podríamos haber manejado nosotros. "Es una vía importantísima de ingresos pero lamentablemente la perdimos".

El pensamiento de estos hombres que vivieron la época dorada de la marina mercante es que difícilmente la marina mercante pueda reactivarse en la actualidad, "porque los costos de los buques no son para nuestro potencial económico".

Al referirse al cabotaje explicaron que si bien hoy ese es un mercado cerrado, también lo quieren abrir.

Para finalizar el encuentro, el presidente del Círculo de Egresados, Oscar Rodríguez, realizó un brindis en honor a ese cálido lugar de reunión en donde se juntan todos los segundos miércoles de cada mes, en un encuentro de camaradería, que se sostiene gracias al aporte que brindan todos los Centros de Oficiales. De esta manera, es que los marinos mercantes tienen su sede ubicada en un antiguo edificio de la calle Tucumán y allí realizan sus reuniones semanales, en donde comparten almuerzos, conocimiento  y experiencias de vida; y funciona también como su lugar de trabajo y reunión habitual del Círculo y sus autoridades.