El Río Paraná, afectado por una bajante histórica

En las últimas semanas, incluso el contexto se agravó, generando pérdidas y atrasos en la exportación de granos. Esta situación surge por la falta de lluvias en el sur de Brasil 

10.08.2018 19:17 | 

Luego de la última crecida del río en los meses de enero y febrero de 2018, la altura del Paraná comenzó un marcado descenso de los niveles hasta llegar en la actualidad a la baja más grave de los últimos 10 años, que se encuentra limitando la carga de buques en la zona del Gran Rosario.

Como la bajante del río produce restricciones a la carga, muchos buques se ven obligados a completar en otros puertos, como ser el Puerto de Bahía Blanca que ha incrementado su operación a raíz de esta situación.

De todos modos, a partir de la primavera se espera que la situación climática evolucione a un evento “El Niño” lo que promoverá a un incremento significativo en el caudal de lluvias en todo el sudeste de Sudamérica, es decir el sur de Brasil, Paraguay y todo el Litoral argentino.