Apoyo a la OMC y al multilateralismo en momentos difíciles para el comercio

Arrancó la XI Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio que se celebra en Buenos Aires.

Allí se destacó la necesidad de apoyar y revitalizar la labor de la OMC, y la importancia de preservar el sistema multilateral del comercio, en un contexto donde algunos de sus principales socios están girando hacia políticas proteccionistas.

11.12.2017 18:56 | 

Tras inaugurar este domingo la XI Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC ) el presidente Mauricio Macri instó a resolver los problemas que ponen en riesgo el libre comercio ¨con más OMC¨.

También el director de la Organización Mundial del Comercio (OMC), el brasileño Roberto Azevedo, aseguró que ¨la amenaza del proteccionismo está omnipresente y dijo que hay que preservar y defender el sistema multilateral de comercio¨.

Hoy,  en la primera sesión plenaria, que contó con la presencia de ministros de comercio y otros altos funcionarios de los 164 países miembros del organismo, se pudieron escuchar las posiciones de lo diferentes países miembros de la organización.

Cabe destacar que entre los principales temas en agenda de discusión se encuentran las regulaciones domésticas, el comercio electrónico, los subsidios a la pesca, las pymes y la facilitación de la inversión. 

La mayoría estuvo de acuerdo con que se transita un momento crucial para el comercio, ¨el sistema no es perfecto¨ pero se debe revitalizar el trabajo para encontrar soluciones que funcionen para todos.

En tal sentido se ponderó como uno de los pilares del sistema multilateral, el organismo de solución de diferencias que posee la OMC.

En la apertura, la ex canciller y presidente del encuentro, Susana Malcorra instó a redoblar los esfuerzos para alcanzar ¨consensos¨¨ y destacó que ¨el diálogo entre ministros es más importante que nunca en este sistema que hemos creado juntos”.

Por su parte el canciller argentino, Jorge Faurie, dijo que ¨nuestros pueblos merecen que enviemos un mensaje sobre la importancia de un sistema de comercio internacional basado en reglas, abierto, y equitativo, que contribuya entre otras cosas a lograr consolidar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 de las Naciones Unidas. Entre otras cosas, propuso continuar con los asuntos que quedaron pendientes en la Ronda de Doha en noviembre de 2001 en materia de agricultura, pesca, servicios y desarrollo. Emprender una reforma en el comercio agrícola para eliminar el hambre y la pobreza.

En general se escucharon posiciones de apoyo al multilateralismo, a la OMC y el libre comercio.

Por ejemplo China manifestó que su país está comprometido con el sistema multilateral de comercio y con la economía abierta a nivel mundial. ¨Enfrentamos grandes retos, el proteccionismo comercial está creciendo y la globalización enfrenta graves desafíos pero creemos que no hay ningún país que pueda ser capaz de alcanzar el éxito en el aislamiento y que ninguna institución pueda reemplazar a la OMC. ¨

Pero también hubo críticas, el representante de Comercio de Estados Unidos dijo que se debe volver a las ¨negociaciones sanas¨ ya que existen ¨serios desafíos¨ en la actualidad.

Al respecto hizo referencia a que debemos ponernos de acuerdo en cuanto a que se entiende por ¨economía en desarrollo¨; y por otro lado dijo que no se puede pretender excepciones a la norma. También recalcó que se necesitan ¨nuevas reglas que sean más eficientes¨,  basadas en ¨problemas reales del mundo¨¨, e instó a la reflexión.

Por su parte, desde el Reino Unido también cuestionaron una agenda demasiado abierta que se encara ¨donde se abrieron muchos puntos en Buenos Aires, hubiéramos preferido centrarnos más en temas claves¨.  Coincidieron en el sentido de que hoy el sistema está siendo desafiado, y que es una etapa de la OMC donde hay más preguntas que respuestas, pero que se debe preservar y fortalecer las reglas en un sistema multilateral de comercio.

Hubo consenso respecto a que se deben redoblar los esfuerzos en esta nueva era para la OMC, con un diálogo abierto y honesto.

También algunos miembros pusieron el foco en otros desafíos, como ser el cambio climático, que está produciendo desastres naturales con una gran vulnerabilidad para el comercio; en seguridad alimentaria; la transparencia; el crecimiento inclusivo; apoyo y financiamiento y otros puntos de interés.

No hay dudas de que se trata de una gran oportunidad para realizar discusiones y fortalecer la OMC.  El balance llegará el miércoles 13 de diciembre, con las conclusiones y el cierre de esta Cumbre, en donde se negocia también un acuerdo de Libre Comercio entre la Unión Europea y el Mercosur.