Buenos Aires, Argentina
Mar, 25.Jul.2017 | 19:50 hs.
T:16 °C  H:77%
Staff
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto

Bolivia, el comercio exterior y la Hidrovía Paraguay-Paraná

Presentamos un informe que nos hizo llegar el consultor en estrategia y operaciones en comercio exterior, Lic. Daniel Vaca Villegas, sobre el comercio exterior de Bolivia y la necesidad de desarrollar más la vía de salida por el Océano Atlántico. 

06.07.2017 13:03  | 

Bolivia, el comercio exterior y la Hidrovía Paraguay-Paraná

Lic. Daniel Vaca Villegas

Ver más imágenes»

De acuerdo a los datos del INE (Instituto Nacional de Estadística) de Bolivia y del IBCE (Instituto Boliviano de Comercio Exterior), en el 2016 el 53,81% del comercio internacional de Bolivia se realizó por los puertos del Pacífico, el 46,50% por Chile y por Perú el 7,31% de acuerdo al siguiente detalle:

TAMBO QUEMADO-CHARAÑA-ARICA

ULLUNI-OLLAGUE-ACHAPETA-ANTOFAGASTA

BELLA VISTA-PISIGA-IQUIQUE

DESAGUADERO (HACIA ILO – MATARANI)

Actualmente, los puertos chilenos son los más utilizados para el comercio exterior por la facilidad de cercanía, dado que desde Santa Cruz, Cochabamba, Potosí, La Paz y Oruro a los puertos de Arica se necesita entre 10 y 28 horas de viaje en camión, en cambio por el lado de la Hidrovía Paraguay-Paraná, para la exportación de cualquier producto por un puerto del Atlántico se necesita entre 20 a 30 días.

En junio pasado, la Asociación Nacional de Funcionarios de Aduanas de Chile (Anfach) realizó un paro que en principio fue declarado como indefinido, pero que en la realidad duro diez días, causando serios perjuicios al comercio exterior de Bolivia.

Un reporte del Gobierno de Bolivia y de los exportadores da cuenta de que cada día se dejó de mover US$ 11 millones por esa frontera.

Esta situación despertó nuevamente la necesidad de consolidar la vía de salida por el océano Atlántico, es decir por la Hidrovía Paraguay-Paraná por la que en 2016 transitó el 19,62% del total del comercio exterior de Bolivia.

Queda claro que Bolivia, por cercanía como se ha dicho o por tradición, continuara utilizando para su comercio exterior la vía del Océano Pacífico, puertos de Chile o de Perú, pero también queda explícito que debe desarrollar la vía del Océano Atlántico, realizando inversiones en sus puertos propios sobre la Hidrovía.

Las importantes inversiones ya realizadas para pavimentar la carretera Puerto Suarez – Santa Cruz significan más de dos tercios de las inversiones que se deben realizar para conectar Puerto Suarez con Puerto Busch, la vía férrea que conecte ese mismo tramo y dotar de la infraestructura necesaria al puerto soberano de manera de disponer de una alternativa válida para desarrollar el comercio exterior por el Atlántico.

 

El transporte por la Hidrovía

Los especialistas coinciden en destacar las ventajas y desventajas de esta modalidad de transporte, entre las que se destacan las siguientes:

Ventajas 

Poco contaminante.

Costes reducidos : se transporta por arrastre.

Mueven grandes masas hacia el interior/exterior de los continentes llegando a las grandes ciudades y viceversa.

Pocas infraestructuras básicas (poca inversión).

Intermodalidad: combinando contenedores en distancias cortas.

Muy flexible: para cualquier tipo de producto y enlace con otros medios de transporte.

Menor trazabilidad.

 

Desventajas 

Gran cantidad de material de arrastre y sedimentación de los ríos, que genera la necesidad de dragado.

Optimizar la infraestructura de dragado, balizamiento y señalización.

Resolución de las restricciones de determinados pasos críticos.

Insuficiente inversión en infraestructura en los  puertos para atender grandes volúmenes.

Necesidad de fortalecer y apoyar los programas nacionales de formación y de capacitación del personal embarcado.

Falta un efectivo apoyo a la industria naval regional.

  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto